La polémica rajada de Frank Cuesta sobre los niños de Tailandia

Patrocinados

El rescate ha terminado con final feliz.

Ahora que los 12 niños y el entrenador que quedaron atrapados en una cueva inundada de Tailandia el pasado 23 de junio están fuera de peligro, Frank Cuesta ha decidido hablar sobre una de las noticias más sonadas de los últimos días. ¡Y de qué manera!

El mediático aventurero ha hablado sin pelos en la lengua, a través de un extenso artículo que ha publicado en sus redes sociales en el que tacha de “irresponsables” a los protagonistas de esta angustiosa noticia.

Patrocinados

“Comenzando por supuesto por un entrenador que debería de estar cumpliendo servicios sociales por un buen tiempo, por todo el sufrimiento, coste y daño provocado”, asegura Cuesta en su artículo titulado “Los héroes no juegan al fútbol”.

Pasen y vean:

Patrocinados

Cuesta recuerda lo sucedido con aquel rescate de 33 chilenos que quedaron atrapados durante 69 días en el derrumbe de la mina de San José entre agosto y octubre de 2010, e insiste en que no son sucesos comparables: mientras que los primeros estaban trabajando, los segundos eran sabedores del peligro que entrañaba esa cueva.

“¡Conocen perfectamente las reglas! No son niños de ciudad… no es un entrenador de ciudad. Son gente que conoce los peligros de la cueva”, escribe.

Además, insiste en que la cueva es muy conocida y a su entrada un cartel recuerda:

“NO CRUZAR sin avisar a alguien fuera y sin el equipamiento correspondiente.”

Dicho esto, dice que se siente contento por el desenlace, y considera que de este hecho se puede extraer un aprendizaje:

“Espero que este hecho sirva para que mucha gente alrededor del mundo se dé cuenta que las aventuras sin “saber” salen muy caras.”

Patrocinados

En ese sentido, recuerda al jugador de fútbol Peter Dubovsky, que murió en el año 2000 saltando en una catarata en Tailandia ante un cartel que decía: “NO SALTAR DESDE LA CATARATA”.

Los verdaderos héroes.

Pero para Cuesta, los verdaderos héroes de este episodio son los miembros del equipo de rescate que se jugaron la vida para salvar a unos irresponsables. “Los granjeros a los que les han inundado los campos y han perdido las cosechas… para salvar a unos irresponsables. El SEAL, que murió llevándoles oxígeno a estos irresponsables”, opina el presentador, que recuerda también el “brutal” coste económico de la operación y el “incalculable” daño ecológico.

Su publicación termina de forma tajante: “Estos 13 supervivientes deberían ser castigados una vez se encuentren en perfectas condiciones… pero seguramente que se le premiará y se les tratara como los héroes de una hazaña inédita”.

Patrocinados

Sus palabras han sido aplaudidas por muchos… y criticadas por otros tantos. ¿Qué os parece a vosotros?

Fuente

Patrocinados

Patrocinados